Limitar las pantallas ayudaría a tu niño

Mujer y Familia - 2017/04/18

*La tecnología provee un interminable universo de imágenes, dibujos y juegos, por eso, los más pequeños suelen pasar largas horas frente a dispositivos electrónicos. Pero limitar el tiempo de exposición a las pantallas ayudaría a tu niño a desarrollar habilidades sociales básicas que le permitirían interactuar con los demás. Sigue leyendo.
Agencias/Crítica.
Menos pantallas, más interacción social
Limitar el tiempo de exposición a las pantallas ayudaría a los niños a expresar y reconocer emociones, y mejoraría sus habilidades sociales, apunta un estudio realizado por la Universidad de California, publicado en 2014 por la revista científica Computers in Human Behaviour.
Cuando los niños pasan demasiado tiempo frente a las pantallas, podría producirse daño permanente en sus cerebros, dificultando su capacidad de concentrarse, prestar atención, aumentar el vocabulario, o entender las actitudes de los demás y comunicarse, advierte el psicólogo Aric Sigman, a través de la revista Psychology Today.
Si un niño pasa demasiado tiempo frente a un dispositivo electrónico, en vez de charlar o jugar con sus maestros o amigos, sus habilidades empáticas podrían no desarrollarse, dificultando su capacidad para entablar amistades, añade este portal.
¿Cuánto tiempo deben pasar frente a la pantalla?
Actualmente, los niños en edad escolar pasan una tercera parte de sus días frente a pantallas, ya sean smartphones, tabletas o televisores, comunicándose de esa forma con las personas, en vez de hacerlo cara a cara, explica la sección Science of Us de la revista New York Magazine.
Los menores de 18 meses no deberían estar expuestos a pantallas, mientras que en el caso de los pequeños de hasta 24 meses convendría que sus padres sean quienes eligieran aplicaciones y programación de calidad para ver con sus hijos, recomienda la Academia Americana de Pediatría (AAP, por sus siglas en inglés).
En el caso de niños de 2 a 5 años, el uso de las pantallas debería estar limitado a no más de una 1 hora por día. Es preferible jugar o encontrar otras actividades saludables para sus cuerpos y sus mentes, tales como leer, hablar o jugar, añade esta organización.
A partir de los 6 años, los padres deberían asegurarse que el tiempo que pasan mirando televisión o en el computador no incida en la cantidad de horas que dedican a dormir o a ejercitarse, aconseja la AAP.
Tips para limitar el uso
El sitio WebMD ofrece algunos consejos:
– Evita darle a tu hijo su propio smartphone o tableta. Es preferible que interactúes con tu niño, apunta el profesor de sociología de la salud, Steven Gortmaker.
– Coloca computadores o televisores en lugares compartidos. Para vigilar lo que están mirando.
– Cuida tu propio comportamiento. Si estás constantemente mirando tus dispositivos electrónicos, tu hijo no tendrá un buen ejemplo.
– Ayúdalo a divertirse de otra forma. Ofrécele opciones como libros, bicicletas o elementos artísticos.

Cartones