PALESTRA

Por Gilberto Cervantes Rivera, poeta de Cucharas

Opinión - 2017/06/30

 Los amigos del Fiscal, en su desesperación por liberarlo de los cargos que enfrenta en Nueva York, andan consiguiendo firmas para mandarlas al consulado donde especifican con meridiana claridad que Don Edgar Veitia es un hombre de probadas convicciones morales, no de balde sigue declarándose inocente frente a un cúmulo aplastante de acusaciones que lo señalan como el hombre que había tejido una red en la frontera, a través de la cual inundaba con droga las calles de Estados Unidos, utilizando la doble nacionalidad que adquirió cuando pudo cumplir 18 años, mediante lo cual podía incluso ser votado pero también llamado a las fuerzas de reserva del ejército gringo, para combatir en las guerras que emprende contra naciones extranjeras, el gobierno imperialista yanqui. A escasos siete días de que comparezca en un tribunal de Nueva York, Don Edgar Veitia sabe que cuenta con el mejor de los abogados penalistas de Estados Unidos, mismo que espera benevolencia del sistema jurídico hacia su cliente, quien seguramente pondrá en el peso de la balanza intereses y amistades, pero mientras el lobo aparece, ni el gobernador Sandoval y muchos menos sus principales colaboradores, se han atrevido a cruzar la frontera gringa, por el temor de que Veitia los haya involucrado en el rosario de actividades ilícitas que desarrolló al alimón en Nayarit como en San Diego; y aunque usted no lo crea, poco es lo que hace en materia de denuncias contra el presunto narco fiscal, el maestro Rodrigo González Barrios, quien parece andar por las ramas y no aterriza lo que todo mundo quisiera, una ventanilla donde los agraviados de Veitia, lleven sus querellas a las que se les de curso a la PGR y a la SEIDO, instituciones que dan mucho que desear pues tanto el FBI como la DEA, les quitaron de las manos a un pez tan gordo como el Güero Palma, por la simple razón de que estaba protegido por una contraseña de color Rosa mexicano, con la cual pudo ser rescatado del penal del altiplano, al que los Marinos lo llevaron para que respondiera del encuentro entre mafiosos que terminó en un enfrentamiento a balazos en laguna de Santa María del Oro, lugar que se llenó de olor a pólvora, sangre y casquillos percutidos, con un baño de sangre que dejó en el camino a no pocos integrantes de la Armada, dolidos desde antes por la muerte del vicealmirante de los ojos azules que realizó el mayor decomiso de coca, cinco toneladas, en aguas del mar de San Blas, cuando Layin era presidente municipal abanderado por el PAN. Debe hacerse justicia caiga quien caiga, pues en la vida no se vale andar con pregones moralistas que se caen a la menor racha de viento, la investigación sobre los hechos delincuenciales de Veitia debe llegar hasta sus últimas consecuencias y en ese tenor mucho podrán aportar los agraviados sobre cierto personaje que termina lo que empezó hace casi seis años, con un futuro muy cercano con la sombra y muy lejano de la política, donde la senaduría se le fue como la tarde. La ley, hermanos, es dura, pero es la ley; yo no tengo la culpa de que no se hayan cuidado de enterrar la mierda como los gatos, por ello en Nayarit un comandante de la Fiscalía, Juan Segundo Ávila Huerta, se convirtió en el primer hombre en morir dos veces el mismo día, la primera en un accidente de tránsito cerca de Santa María del Oro y la segunda en una charca profunda de ahí mismo, donde murió ahogado.  Ninguna de las dos versiones pudo ser comprobada, pues cuando los familiares del comandante Águila reclamaron su cuerpo, les entregaron una urna con las cenizas del tecualense.  Y como esta hay muchísimas historias que contar, incluyendo la de Don Jesús Galicia Jiménez, a quien tras levantarlo, lo llevaron al  monte para violarlo y luego sacrificarlo, tirando sus huesos allá por Amatlàn de Cañas, para bajarle los huevos a la lideresa del SUTSEM, Águeda, de los mismos apellidos. Si el juez madrileño Garzón le gusta hacerle al pendejo, avalando el concierto de mentiras que nos tuvieron durante cinco largos años en un segundo lugar nacional en seguridad, hay gente con el valor de investigar los rastros que deja la sangre derramada y los robos en despoblado. No tarda en salir la verdad del secuestro del empresario español que mataron después de haber cobrado un rescate superior a los 500 mil pesos… PALESTRAZO: y como dijo Dimas a Gestas: que chingaderas son estas?. Los ejecutados, hombres y mujeres a la orden del día, a qué horas entran las fuerzas del orden federales?

Notas Relacionadas

PALESTRA

PALESTRA

PALESTRA

PALESTRA

PALESTRA

PALESTRA

PALESTRA

Cartones