TORRE EIFFEL

POR: MIGUEL ÁNGEL LABASTIDA (EL CANCILLER KISSINGER)

Opinión - 2017/07/12

 HEMOS sido campeones mundiales de varios deportes, de manera colectiva, y hemos tenido a infinidad de campeones mundiales de boxeo, en las diferentes categorías. Fuimos campeones mundiales en béisbol categoría infantil, en 1957, en Williamsport, Pensilvania, Estados Unidos, teniendo como punta de lanza a Ángel Macías, y hemos sido campeones mundiales en 2 ocasiones en futbol juvenil, categoría Sub 17. En Perú 2005, con Giovanni Dos Santos, Carlos Vela, entre otros, y en el 2007, si mal no recuerdo, también en la categoría Sub 17. Y muchísimos han sido campeones mundiales de boxeo. Entre ellos: Raúl “Ratón” Macías, José Medel, Rubén Olivares, Julio César Chávez, Salvador Sánchez, Chiquita González, Romeo Anaya, Pipino Cuevas, Travieso Arce, Mantequilla Nápoles, Vicente Saldívar, y por lo menos otros 100 más que han puesto muy en alto el nombre de México. Pero ahora somos ¡Campeones mundiales en corrupción! La OCED, Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico, entre otros organismos internacionales, nos acaban de otorgar este galardón, vergonzoso primer lugar en cositas de la corrupción. México, un país tercermundista, gobernado por tipos rateros y güevones hasta la madre, que se roban por lo menos el 30 por ciento del dinero que manejan en su beneficio personal, además de vivir mejor que un jeque petrolero de Arabia Saudita, mientras ejercen el poder. En cualquier nivel, federal, estatal y municipal. México, gobernado por corruptos que se roban todo lo que llega a sus manos, sin que nadie, absolutamente nadie, haga ni diga nada. Simple y sencillamente porque todos, absolutamente toda la clase política, son asquerosamente rateros. Desde un simple lidercillo de colonias, hasta el mismísimo pedorro Presidente de la República. Un México en donde más del 70 por ciento de los 124 millones de habitantes, no encuentran a que santo encomendarse para subsistir. Un México flagelado por ratas, que compiten entre sí, para ver quién es más rata. Al fin y al cabo nada les hacen, incrustados en todas las esferas del gobierno federal, estatal y municipal, así como en todos los cabildos, congresos estatales y federales, así como en todas las oficinas de la impartición de justicia, en donde jueces y magistrados inclinan sus fallos al mejor postor. Un México lleno de basura y mierda en todas las esferas gubernamentales, en donde hasta el más chimuelo masca tornillos en materia de corrupción. En donde se compra algo, y se paga hasta 4 veces más, en contubernio con los proveedores. Un México en que los políticos que tienen un cargo, ya sea administrativo o bien de elección popular, siempre andan en campañas para posicionarse para el siguiente, sin rubor ni vergüenza alguna. Un México lleno de ratas. Un México dolido por tanto saqueo. Hombres y mujeres por igual. Un México con una altísima burocracia. Un México en donde más de 90 millones de connacionales sufren por hambre, sed, justicia, miseria por doquier, mientras que la clase política gobernante vive con altísimos salarios y con más privilegios, canonjías y un chingo de cositas más, que son la envidia de los ejecutivos y empleados del Kremlin, El Vaticano, la Casa Blanca, El Pentágono, La CIA, el Fondo Monetario Internacional (FMI), el Banco Mundial, (BM) la ONU, entre otras oficinas de suma importancia. Un México en donde diputados federales, y altos funcionarios estatales y federales, ganan más dinero mensualmente, aparte de todos los privilegios, que los presidentes o primeros ministros de Estados Unidos, España, Francia, Inglaterra, Italia, Suiza, Suecia, Finlandia, China, Japón, Dinamarca, Checoslovaquia, Polonia, etcétera. Un México jodido por doquier, mientras que los perros políticos, hombres y mujeres por igual, gozan de todo tipo de privilegios, más todo lo que se roban estos hijos de su chingada madre mientras que el pueblo languidece de hambre. Mientras que el país se incendia con tantos crímenes, delincuencia, asesinatos, violaciones, secuestros, narcotráfico, pero que a ellos les vale pura madre. La OCDE, pues, nos acaba de otorgar el primerísimo lugar en corrupción, entre más de 300 países del mundo. Y, esto, ha sido así desde la creación de Nuestra Amada República, el domingo 10 de octubre de 1824, a las 6 de la tarde. ¡Jajajajajajajajaja…Viva la ROBOLUCIÓN Mexicana, Hijos de la Chingada!
¡Toñito: la esperanza!
EN 2 meses habrá de tomar posesión del Imperio de Nayarit, el joven y exitoso empresario Antonio Echeverría García. El Toñito que le metiera una madriza al candidato del PRI, a quién le sacó una cómoda ventaja de 72 mil votos. El pueblo, un pueblo ávido de justicia, espera con ansias que les de unos coletazos, y los meta a la cárcel, a los múltiples corruptos que actualmente gobiernan la entidad, sin olvidarse de 2 que 3 que ya no están en el gabinete, sino en otros cargos, y que se robaron todo lo que encontraron a su paso, además de haberse dado una vida mejor que como se la daba, en su época dorada, el Rey Abdul Jafet Hassán, de Arabia Saudita. La gente, un millón 175 mil nayaritas, confían en ti, Toñito. …… ¡¡Dios Salve a la Reina….No Llores por Mí, Argentina!!
(Facebook: Miguel Ángel Labastida) (Celular: 311 179 50 01)

Cartones