Granos en la vulva: las causas

Mujer y Familia - 2017/08/21

Agencias/Crítica

La aparición de uno o más granos en la región genital debe llevar a consultar con el médico. Para las lesiones causadas por virus, el uso de preservativos no protege al cien por cien la zona.


Si se descubre un grano en la vulva o en la vagina, la parte interna del sexo femenino, se debe consultar con el médico. "Es mejor hacerlo sea cual sea el caso para poder recibir un diagnóstico y si es necesario, un tratamiento", indica la doctora Moyal-Barracco. Algunas carnosidades de la vulva son indoloras y otras duelen. Esta característica asociada a ciertos síntomas permite distinguir las diferentes causas de estos granos vulvo-vaginales.

 

Granos genitales externos no dolorosos

 

Lunar


"Un lunar puede formar una carnosidad", explica la doctora Moyal-Barracco. ¿Qué aspecto tiene? Es de color marrón, con un ligero relieve. Pero no hay que inquietarse, porque estos lunares vulvares son benignos en la inmensa mayoría de los casos. El melanoma vulvar (lunar canceroso) es excepcional.

Igualmente es conveniente consultar con el médico para confirmar que se trata de un lunar vulvar benigno. Y lo mismo si se trata de una lesión pigmentada marrón (hay lunares que no tienen relieve).

 

Condiloma o verruga genital


Has visto o notado en la vulva un bulto pequeño, rosado y liso o con forma de cresta de gallo (un lunar con varias puntas) de volumen más o menos importante. Esta carnosidad no es dolorosa y raramente pica. Estos granos pueden estar agrupados. Se trata probablemente de un condiloma. Hay de varios tipos pero dos son visibles: los condilomas papulosos (en relieve, rosados, lisos) y los condilomas acuminados o puntiagudos, o en cresta de gallo.

Estas lesiones están causadas por el virus de papiloma humano (VPH) en particular de tipos 6 y 1. La transmisión de este virus es esencialmente sexual. Entre el 10 % y el 15 % de las mujeres sexualmente activas porta este virus pero no todas presentan lesiones. Solo entre el 1 % y el 3% de las mujeres que lo portan presentan condilomas, los que a veces aparecen después de varios años del contagio.

 

Verruga seborreica


Esta verruga se presenta con la forma de una carnosidad  marrón o negra con una capa espesa. Esta lesión cutánea benigna es un engrosamiento de la parte superficial de la piel o epidermis.

 

Molusco contagioso (molluscum contagiosum)


En la zona genital externa o vulva pueden aparecer una o varias elevaciones de color carne o rosa con un centro deprimido, como un cráter pequeño (de 1mm a 5 mm de diámetro). Son lesiones indoloras y que no se acompañan de ningún otro signo (como descarga o sangrado).

Estas lesiones están causadas por el virus ADN del grupo Poxvirus. El molusco contagioso en las zonas genitales aparece por contagio sexual.

 

Fibroma blando (molluscum pendulum)


"Esta carnosidad blanda que se implanta en un pedículo es frecuente en las axilas o las ingles pero también puede aparecer en la vulva", informa la dermatóloga. Estas lesiones no son contagiosas.

 

Granos genitales externos dolorosos

 

Foliculitis


Un grano rojo a menudo con pus y doloroso es signo de foliculitis. Se trata de una inflamación aguda superficial del folículo pilo-sebáceo. "Hay de dos tipos: infeccioso debido al germen estafilococo dorado y otro asociado al crecimiento de un pelo bajo la piel", precisa la doctora Moyal-Barracco.

 

Herpes genital


Si en la vulva se observan vesículas –que revientan al cabo de unos días creando úlceras- y que se acompañan  de dolor intenso y picores, puede tratarse de herpes genital. Esta infección está causada por el Herpes Simplex Virus de tipo 2 (HSV2) pero también, y más a menudo, por el Herpes Simplex Virus de tipo 1 (HSV1), el virus del herpes labial. Este herpes se caracteriza por las recurrencias más o menos frecuentes.

 

Granos en la zona genital femenina: las causas menos comunes


Más raramente una carnosidad vulvar puede ser un chancro sifilítico, manifestación de sífilis, una enfermedad transmitida sexualmente. ¿Qué aspecto tiene? Es una erosión rosa, dura, con una base hinchada. "La sífilis es rara en la actualidad pero el número de casos ha aumentado en los últimos años", señala la especialista. "Aunque excepcional, un grano en la vulva podría ser precanceroso o canceroso", añade.


Existen dos tipos de lesiones malignas genitales: las neoplasias intraepiteliales debidas generalmente al virus de papiloma humano (VPH16 es el más frecuente, un VPH diferente del que causa los condilomas) o carcinomas que se desarrollan a partir de una dermatosis inflamatoria  preexistente.

 

Granos en los órganos genitales externos femeninos: prevención


No es posible prevenir la aparición de lunares, verrugas seborreicas o fibromas blandos. En cuanto a la prevención de foliculitis en la vulva, la doctora Moyal-Barracco indica que la depilación con láser puede ser una buena solución.

La utilización de preservativos previene, pero no de forma total, el contagio por virus como el herpes o los VPH que causan los condilomas. "La única forma de prevenir los condilomas es la vacunación¨, señala la especialista. El herpes genitalse transmite más fácilmente cuando hay lesiones por herpes. Hay que evitar por lo tanto las relaciones sexuales si la pareja sufre de una crisis de herpes genital. El preservativo no protege del molusco contagioso. "Este puede aparecer en zonas no protegidas por el preservativo y transmitirse por el tacto", explica Moyal-Barracco.

Cartones