Ya no soportan a funcionaria en la Secretaría de Contraloría Estatal

*Gladys ‘La Tronchatoros’ Flores Contreras, tiene hartos a todos los empleados sindicalizados y de confianza, pues es tanto el poder que le dio la Secretaria Aide Herrera Santana que hasta da mucho de qué pensar, denuncian.

*Piden intervención del gobernador Toño Echevarría para que corra a esta mujer déspota que se cree una dictadora de la Edad Media.

Estado - 2019/02/05

Mónica Escalante/CDN

Tepic. 5 Feb 2019.- Desde la salida del anterior Secretario de Contraloría Estatal, los empleados de esa dependencia ya no sienten lo duro si no lo tupido de tanta prepotencia, agresiones verbales, malos tratos e injusticias por parte de una señora a la que ya le dicen ‘La Tronchatoros’.

La inaguantable mujer de nombre Gladys Flores Contreras, que tiene el puesto de Secretaría Técnica, es muy allegada a la titular de la dependencia, la Arquitecta, Aidé Herrera Santana, quien le ha dado tanto poder que hasta ya dan mucho de qué pensar sobre su relación tan allegada e íntima.

Sabedora que ‘no le hacen nada’, como ella misma lo pregona y que ‘ella es la que verdaderamente manda’ en esa dependencia, Gladys ‘La Tronchatoros’ Flores, trata excesivamente mal a todos los subalternos, compañeros y trabajadores del lugar, sean del departamento que sean y sean del sindicato o no.

La prepotencia, tirana, déspota y arbitraria de la mujer, queda de manifiesto todos los días, por lo que le piden al mismo gobernador del estado, Antonio Echevarría García, que intervenga en el caso puesto que ‘La Tronchatoros’ cada día molesta más y más a los trabajadores que están a punto de parar actividades de manera permanente hasta que la dictadora se vaya del puesto.

‘La vieja de cree poderosa, como que si fuera Dios, nunca había conocido a alguien tan creída o despreciable como a esta señora, se ha ganado el enojo y desprecio de la gente de Contraloría, anda muy elevada, siente que vuela la maldita’, dijo un empleado del que no diremos su nombre por razones obvias.

La soberbia y maltratos que hace esta mujer que de servidora pública no tiene nada, ha redundado ya en enfermedades para los empleados, quienes ya se organizan para tomar las instalaciones y exigir la salida de la dama que actúa como toda una dictadora de la Edad Media.

Seguiremos informando, pues, seguramente la dizque servidora pública querrá tomar represalias contra sus subalternos por esta información que ya urgía fuera pública.


Cartones